Crítica: ‘Inheritance’

 

Ficha técnica

Dirección: Vaughn Stein, Richard B. Lewis, David Wulf, Arianne Fraser

Reparto: Lily Collins, Simon Pegg, Connie Nielsen, Chace Crawford

Duración: 110 minutos

Origen: Estados unidos

Año: 2020

Género: Thriller – Suspenso

Público: Apto para mayores de 13 años

 

Sin duda alguna el año 2020 quedará para el recuerdo y no necesariamente por buenas razones. La vida “ordinaria” se vio truncada de múltiples formas y la búsqueda de la adaptabilidad una meta para millones de personas en todo el mundo. A partir de allí, uno de los desafíos más grandes que tuvimos que enfrentar como sociedad la famosa cuarentena, es decir la obligación de permanecer en nuestros hogares bajo cualquier circunstancia salvo muy pocas excepciones.

Dentro de ese cuadro, las películas al igual que muchos otros productos culturales jugaron un papel esencial, ya que nos brindaron entretenimiento cuando muchas otras puertas se encontraban cerradas, y en esta oportunidad voy a analizar una de ellas, “Inheritance”, o en su traducción en español, “La herencia”.

Escrita por Matthew Kennedy y dirigida por Vaughn Stein, la trama gira en torno a Lauren Monroe (Lily Collins) y como luego de la sospechosa muerte de su padre, Archer Monroe (Patrick Warburton) un patriarca de una familia muy opulenta, éste decide dejarle vía un video una “herencia” bastante sombría a su hija.

Dentro de su propiedad, Lauren encontrará en un calabozo cuyo progenitor protegía celosamente, un prisionero secuestrado por su mismo padre de nombre Morgan Warner (Simon Pegg), el cual clama haber pasado 30 años en dicho bunker.

A partir de allí, la protagonista enfrentará múltiples descubrimientos respecto al pasado de su familia, y dicha evolución no hará más que generar ansiedad en el espectador, objetivo primordial en los trabajos del género “Thriller”, ya que si bien se deja en claro durante la trama que Archer no fue ningún santo en vida, los secretos que su prisionero esconden tampoco son nada inocentes.

Siendo así, es muy importante recalcar el trabajo no solo de Collins sino también de Pegg, cuyo siniestro papel tal vez se aleje un poco de los típicos personajes al cual nos tiene acostumbrados pero que aun así logra desempeñar con creces.

Por otro lado quizás el punto más criticable del film es que si bien hasta cierto punto la trama es atrapante, también sufre de ser es algo previsible, más teniendo en cuenta la falta de giros argumentales notables cerca del desenlace de la obra, pero en líneas generales el resultados final sigue siendo sólido.

En definitiva, considero que “Inheritance”, no es una muy buena opción para aquellos que no disfrutan tanto de este tipo de género pero si para sus opuestos, ya que la historia si bien es lenta al principio pronto atrapará a todo cinéfilo que goce de aquellos guiones que esconden secretos en cada una de sus escenas y un clímax a la hora de enfrentarlos.

 

Mariano Huguet

 45 Visitas totales,  1 Visitas hoy

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *